Tatiana ROA AVEDAÑO

Asoquimbo: cinco años de lucha por la justicia ambiental e hídrica.


A inicios del presente siglo, cuando al sur de Colombia los campesinos y las campesinas del departamento del Huila se enteraron que una nueva represa sería construida sobre el Río Magdalena, volvió la angustia y la preocupación a la zona. Ya en los años 80 del siglo XX se había construido otro gran proyecto hidroeléctrico, Betania, 30 km al sur de Neiva, capital del departamento. Betania destruyó la dinámica natural del río y por ende la pesca artesanal de la que vivían numerosas familias en las riberas, acabó con la producción campesina local, y desplazó a cientos de familias que aún sufren el incumplimiento de las obligaciones de la empresa constructora para compensar los daños provocados por la construcción de la represa y la inundación de sus tierras. El prometido desarrollo regional que generaría la hidroeléctrica nunca llegó, el trabajo tampoco, las oportunidades para la gente local se quedaron en promesas incumplidas. Betania no sólo inundó las mejores tierras en un departamento que sufre los embates de los procesos de desertificación, también despojó a las y los campesinos de su territorio y los desplazó hacia las ciudades o hacia tierras más lejanas e improductivas donde su vida es ahora aún más difícil.

El actual emprendimiento se llama Proyecto Hidroeléctrico del Quimbo, concesionado por el gobierno colombiano a la empresa colombo-española Emgesa (subsidiaria de Endesa, actual propiedad de la italiana ENEL), y tiene el propósito de generar 400 MW de energía, según dicen para "abastecer la demanda energética que el país requiere a futuro", pero la sospecha de los pobladores es que esta nueva hidroeléctrica solo traerá beneficios a las multinacionales dueñas del proyecto.

La hidroeléctrica El Quimbo está ubicada en la región central del Huila, en el sitio denominado El Quimbo a 12 kms al sur, aguas arriba, de Betania, y represará las aguas de los ríos Magdalena y Suaza, inundando alrededor de 8.500 ha de tierras en los municipios del Agrado, Garzón, Altamira, Gigante, Paicol y Tesalia. De acuerdo a las denuncias de las organizaciones locales, afectará a miles de personas que viven directamente del río, de la pesca, de cultivar en sus vegas o de la minería artesanal, entre otras labores, y del trabajo en las fincas que serán inundadas por el proyecto hidroeléctrico. La inundación afectará a la Reserva Forestal Protectora de la Amazonía y al Macizo Colombiano; desplazará más de 1500 personas, la mayoría vinculadas a empresas comunitarias en plena producción agropecuaria, y destruirá las cadenas productivas que estos grupos campesinos han construido durante décadas de trabajo comunitario.

ASOQUIMBO: SE HACE CAMINO AL ANDAR

La experiencia con Betania enseñó a las comunidades pobladoras del Huila que sin organización es imposible defender su territorio, por ello decidieron hace cinco años constituir una organización con el fin de ganar más fuerza para detener el avance del nuevo proyecto hidroeléctrico. De esta manera, el 26 de Julio de 2008, en el Centro Poblado Rioloro, Inspección de Gigante (Huila), con la presencia de 50 personas fue constituida la Asociación de Afectados por la construcción del proyecto hidroeléctrico El Quimbo -Asoquimbo- con el objeto principal de defender el territorio y garantizar los derechos civiles, políticos, económicos, sociales, culturales y ambientales de sus asociados.

De esta manera, Asoquimbo ha levantado una de las más importantes luchas por la justicia ambiental en el país. Su lucha en la defensa por el Río Magdalena ha nutrido de nuevas narrativas las resistencias contra las hidroeléctricas, no sólo en Colombia sino en toda América Latina.

La estrategia ha sido fundamentar su lucha en la resistencia civil y pacífica, lo cual demarca con precisión la cancha en la que quieren jugar. De acuerdo a Miller Dussan, uno de los más emblemáticos líderes de Asoquimbo y profesor universitario, la resistencia civil pretende abrir un nuevo camino, donde "el fusil (...) no interfiera con mi bolígrafo". La propuesta de Asoquimbo es igualmente contundente: la creación de una Zona de Reserva Campesina Agroalimentaria como parte integral de una Reforma Agraria.

Asoquimbo ha buscado articular su lucha con otros procesos del plano nacional e internacional que luchan contra las represas en Colombia y el mundo, por ello su participación en el Movimiento Nacional en Defensa de los Territorios y Afectados por Represas, Ríos Vivos, ha utilizado diversas acciones jurídicas, de movilización, comunicativas, de denuncia y de trabajo permanente en el ámbito local para defender su territorio, las cuales le han permitido trascender desde el nivel local hasta el nacional.

Dentro de sus logros están haber logrado la suspensión de la Licencia Ambiental por la Defensoría del Pueblo, poner en marcha investigaciones dentro del gobierno de la República y, desde luego, se ha ganado una amplia solidaridad Nacional e Internacional.

LA ZONA DE RESERVA CAMPESINA

Sobre este proceso es importante saber que gran parte de las tierras que se inundarán por la represa del Quimbo son de familias campesinas. Allí hay empresas comunitarias resultado de luchas campesinas de las décadas de los sesenta y setenta del siglo XX, que producen cacao, sorgo, maíz, arroz y que son la garantía de la seguridad y la soberanía alimentaria de la población huliense. La producción de esta región asciende a más 33 mil millones de pesos anuales (aproximadamente 17 millones de dolares). De ahí que haya surgido la idea de constituir esta región como una zona de reserva campesina agroalimentaria (ZRC).

Esta figura no es nueva en el país, tiene fundamento en la Constitución Política de Colombia, en la Ley 160 de 1994 y en el Decreto 1777 de 1996. El fundamento de las ZRC, producto de las luchas campesinas y de procesos de negociación con el Estado, busca frenar el avance de los latifundios y defender la pequeña producción campesina, porque en esta área delimitada se restringe la posibilidad de adquirir predios por parte de un propietario.

Haciendo uso de esta figura, pero enriqueciéndola con otras perspectivas propias de su lucha, Asoquimbo ha propuesto como alternativa al proyecto hidroeléctrico del Quimbo la constitución de la ZRC como parte de una política autónoma y soberana que garantice la tierra, el territorio y la producción agroalimentaria para la gente local y el departamento.

YA PARA TERMINAR

La lucha no ha sido en vano, el pasado 21 de junio de 2013 El Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural expidió el Decreto número 1277 del 21 de junio de 2013 "Por el cual se establece un programa especial de Dotación de Tierras". El Artículo 1, numeral 1 de este decreto, establece como primer beneficiario a las "Personas vulnerables de la zona de ejecución del proyecto hidroeléctrico "El Quimbo" en el departamento del Huila, que no sean propietarias de tierras y sean sujetos de reforma agraria".

Sin duda este reconocimiento no es gratuito, han sido años de lucha y resistencias en el que han primado la defensa de los bienes comunes, el interés colectivo.

La lucha aún no termina, la resistencia continúa.

Tatiana Roa Avendaño
Censat Agua Viva – Amigos de la Tierra Colombia
blog comments powered by Disqus

Utilizamos cookies para mejorar tu experiencia al navegar por la web.

Si continúas navegando, aceptas su uso. Saber más

Acepto
El sitio web de la revista Soberanía Alimentaria, Biodiversidad y Culturas (www.soberaniaalimentaria.info) utiliza cookies para mejorar la experiencia de los usuarios, facilitando la navegación por nuestra web. Estamos haciendo todo lo posible por facilitar el uso de dichas cookies, así como su gestión y control al utilizar nuestros servicios.

¿Qué son las cookies?

Las cookies son pequeños archivos de texto que se almacenan en el dispositivo del usuario de Internet al visitar una página web. Es el operador del sitio web el que determina qué tipo de información contiene dicha cookie y cuál es su propósito, pudiendo además ser utilizada por el servidor web cada vez que visite dicha web. Se utilizan las cookies para ahorrar tiempo y hacer la experiencia de navegación web mucho más eficiente. No obstante, pueden ser usadas con varios propósitos diferentes que van desde recordar la información de inicio de sesión o lo que contiene un pedido de compra.

¿Cómo utiliza Soberanía Alimentaria, Biodiversidad y Culturas las cookies?

Soberanía Alimentaria, Biodiversidad y Culturas tan solo utilizará las cookies que nos dejes utilizar. Tan solo leeremos o escribiremos cookies acerca de tus preferencias. Aquellas que hayan sido instaladas antes de modificar la configuración permanecerán en tu ordenador y podrás borrarlas haciendo uso de las opciones de configuración de tu navegador. Podrás encontrar más información al respecto más adelante.

1. Cookies propias

Se trata de cookies técnicas que recogen información sobre cómo utiliza el sitio web (por ejemplo, las páginas que visitas o si se produce algún error) y que también ayudan a Soberanía Alimentaria, Biodiversidad y Culturas a la localización y solución de problemas del sitio web. Las cookies técnicas son imprescindibles y estrictamente necesarias para el correcto funcionamiento de un portal web y la utilización de las diferentes opciones y servicios que ofrece. Por ejemplo, las que sirven para el mantenimiento de la sesión, la gestión del tiempo de respuesta, rendimiento o validación de opciones.

Toda la información recogida en las mismas es totalmente anónima y nos ayuda a entender cómo funciona nuestro sitio, realizando las mejoras oportunas para facilitar su navegación.

Dichas cookies permitirán:

  • Que navegues por el sitio.
  • Que www.soberaniaalimentaria.info recompile información sobre cómo utilizas la página web, para así entender la usabilidad del sitio, y ayudarnos a implementar las mejoras necesarias. Estas cookies no recogerán ninguna información sobre ti que pueda ser usada con fines publicitarios, o información acerca de tus preferencias (tales como sus datos de usuario) más allá de esa visita en particular.
Si tienes dudas o quieres hacernos alguna pregunta respecto de las cookies que utilizamos, puedes remitirnos tu consulta al correo electrónico info@soberaniaalimentaria.info

2. Cookies de terceros

Existe una serie de proveedores que establecen las cookies con el fin de proporcionar determinados servicios. Podrás utilizar las herramientas de estos para restringir el uso de estas cookies. La siguiente lista muestra las cookies que se establecen en la página web www.soberaniaalimentaria.info por parte de terceros, los fines para los que se utilizan y los enlaces a páginas web donde se puede encontrar más información sobre las cookies:

·       Cookies analíticas:

Las cookies de Google Analytics se utilizan con el fin de analizar y medir cómo los visitantes usan este sitio web. La información sirve para elaborar informes que permiten mejorar este sitio. Estas cookies recopilan información en forma anónima, incluyendo el número de visitantes al sitio, cómo han llegado al mismo y las páginas que visitó mientras navegaba en nuestro sitio web.

http://www.google.com/intl/es/policies/privacy        

·       Cookies técnicas:

AddThis es una empresa tecnológica que permite a los sitios web y a sus usuarios compartir fácilmente el contenido con los demás, a través de iconos de intercambio y de los destinos de bookmarking social. Las cookies AddThis se utilizan con el fin de habilitar el contenido para ser compartido. AddThis también se utiliza para recopilar información sobre cómo se comparte contenido del sitio web. Las cookies ayudan a identificar de forma única a un usuario (aunque no de forma personal, sino en cuanto a dirección) para no repetir tareas dentro de un periodo de tiempo especificado.

http://www.addthis.com/privacy

Disqus es un servicio gratuito que permite añadir comentarios a diferentes elementos de este sitio web. Disqus guarda en cookies tu identificación anterior en este sitio web o en otro para que no sea necesario iniciar sesión cada vez que utilices el mismo navegador.

https://help.disqus.com/customer/portal/articles/466259-privacy-policy

Cómo desactivar las cookies

Para cumplir con la legislación vigente, tenemos que pedir tu permiso para gestionar cookies. En el caso de seguir navegando por nuestro sitio web sin denegar su autorización implica que aceptas su uso.

Ten en cuenta que si rechazas o borras las cookies de navegación algunas características de las páginas no estarán operativas y cada vez que vayas a navegar por nuestra web tendremos que solicitarte de nuevo tu autorización para el uso de cookies.

Puedes modificar la configuración de tu acceso a la página web. Debes saber que es posible eliminar las cookies o impedir que se registre esta información en tu equipo en cualquier momento mediante la modificación de los parámetros de configuración de tu navegador:

Configuración de cookies de Internet Explorer

Configuración de cookies de Firefox

Configuración de cookies de Google Chrome

Configuración de cookies de Safari

Soberanía Alimentaria, Biodiversidad y Culturas no es titular ni patrocina los enlaces indicados anteriormente, por lo que no asume responsabilidad alguna sobre su contenido ni sobre su actualización.

El usuario puede revocar su consentimiento para el uso de cookies en su navegador a través de los siguientes enlaces:

Addthis: http://www.addthis.com/privacy/opt-out

Google Analytics: https://tools.google.com/dlpage/gaoptout?hl=None

Google, Twitter, Facebook y Disqus: A través de los ajustes de cada navegador más arriba indicados para la desactivación o eliminación de cookies.